Endodoncia

La endodoncia consiste en la eliminación del tejido pulpar (nervio) del interior de los conductos de la raíz, para conservar el diente y evitar su extracción, manteniendo su función habitual en la masticación.

Normalmente, el tejido pulpar se afecta por la evolución de una caries dental no tratada que, con el paso del tiempo, se extiende en profundidad y las bacterias llegan hasta él produciendo inflamación y dolor.

No existe ninguna alternativa a la endodoncia salvo la extracción. Lo ideal es conservar sano el propio diente.

Existen varias técnicas para la realización de las endodoncias, las técnicas manuales (tradicionales) y las rotatorias (más actuales). En nuestra clínica realizamos eliminación del tejido pulpar mediante las más modernas técnicas de endodoncia rotatoria con el Sistema TF© de SybronEndo© que utilizan el Níquel-Titanio como material metálico flexible,  consiguiendo una mayor limpieza y preparación del conducto dentario (por dónde transcurre el tejido pulpar) en comparación con las técnicas tradicionales de endodoncia manual.

Una vez restaurada la salud de la raíz con la endodoncia terminada se procederá a la restauración del diente. Dependiendo del estado previo en que se encontrara el diente, dicha restauración se conseguirá mediante una obturación (empaste) o con una corona de porcelana.